Ensamble Poético: Del amor y otras cuestiones

Foto: autoras.


Dos autoras desde el sur del continente nos arremeten con una poética de la urbanidad. El amor y su reflexión en el sentir citadino, transportan en los versos de Ana Karina y Malena Martinic, una visión actual del rol femenino en asuntos del cotidiano. El corazón y las consecuencias que a él le siguen, se entrelazan en manifiestos de la mujer frente a los múltiples palpitares de la interpretación del amor. Es en esa misma trascendencia de sentido, donde se halla el mejor de los puentes: la conciencia de saberse a sí mismo y decidir dentro de lo establecido, la opción alterna de escapar a lo convencional.

*****

Ana Karina


 

IDEA N° 3: AUMENTO DE APETITO SEXUAL, EN ESTADO DE PÁNICO LATENTE

Bien es sabido, que en estado de pánico absoluto y radical,

la libido aumenta en un porcentaje considerable…

Es así, como podemos considerar que

todo el mundo

está en un pánico constante…

 

DROGAS

“Un mal de amor

es una inspiración maldita,

como una inyección de café colombiano,

directo al corazón”.

 

VIRTUD

Quisiera que se alojara en mí un pensamiento,

una virtud;

Una perversa virtud, una virtud macabra;

Una virtud, macabra y veleidosa;

Una virtud espontánea y fútil;

Una virtud, que me quite el aliento,

que no me permita pensar, ni sentir.

Quisiera una virtud que practique el olvido;

Una virtud que dé ariscos,

que este siempre en desdenes;

Una virtud que se consiga fácil y se declare maldita,

un triunfo mezquino.

Una virtud, una virtud,

que los otros declaren un horror;

Una virtud estrepitosa y lamentable;

Una virtud que se escupa a si misma a la cara,

que se saque los ojos, que se dé latigazos,

que muera infinitamente;

Una virtud que se duerma en pesadilla

y despierte en frivolidad;

Una virtud que quiera más de los imposibles,

que se frustre en el intento;

Quisiera esa virtud, que no poseo,

que deseo en caso de emergencia,

esa virtud que debe estar disfrazada de vanidad,

de perversidad,

una virtud que sea mi coraza.


ANA KARINA. Profesora de oficio y escritora de inspiración. En el 2012 publica “Ejes imaginarios” y en el 2015 “Tejidos”, ambas bajo el sello de Editorial E-Lit donde es gestora y editora. Ha participado en encuentros literarios en Chile, Colombia y México.

separador articulos

*****

Malena Martinic


 

MENSTRUACIONES URBANAS

A veces, solo a veces ,sangro en rojo.

Sangro en blanco y es un alivio, cuando necesito sangrar más que nunca. Y festejo sin vos, feliz de ser quien sangra.

Sangro en negro, caliente, intenso, sin importarme el sangrado, más dispuesta que nunca! Biendispuesta.

Y en azules, cuando miento. Como en publicidades higiéncas…cuando me disfrazo una vez mas para que veas a quien yo quiero que veas….no a mi,. Cuando no me puedo poner ni contenta con tanta alegría.

Sangro en verde, en pimienta…para herirte, con molestia, dolores y olores.

Sangro con amigas sangrantes, jugando en secreto a poseer el tesoro del sangrado.

Sangro en tu cama, en tu auto, en el caño de tu bici. Cuando bailo. Al hablarte.

Sangro rabia, plusvalías, hambre, hipocresías. Marcho y sangro. En la calle, en la plaza, en la tierra seca y con grietas, tierra que ya sangró bastante. Embarrando, siempre embarrándolo todo.

Tan mujer que sangro como hembra que no parará de sangrar. Aún sin sangres.

Y hoy te amo sangrando, por cada agujero, hasta quedarme seca una vez más.

Y te pido, guiando manos y tripas, que me hagas sangrar en rojo.

 

POCO HOMBRE

Hoy le corto un pedazo de hombre.

Me cansó con tanto exceso.

Le corto la voz irritante de matón que lo sabe todo.

Le corto el puño con el que se sabe valiente. El dedo señalando mi error.

Hoy me enamoro del peor cliente.

Me subo en mis zapatos y corro hasta perder la orientación y los olores viejos.

Hoy le corto el atropello, el sudor y aliento ácido, sus manos torpes, vientre blando, su risa estridente.

Hoy le muestro que no sirve, que si no paga no tiene.

Hoy le corto la imagen del espejo, en la que se ve poderoso, violento, fuerte.

Y me siento reina, o niña buena, o mariposa…hasta libre.

Hoy no acepto billetes, ni regalos, ni flores, ni promesas, ni lágrimas de comprensión por un rato.

No huelo a chica.

No muerdo labios.

No bebo engaños.

Hoy clavo certeramente el filo en su corazón.

Y se lo arranco.

Total…sin corazón , hará lo mismo.


MALENA MARTINIC MAGAN. Nació en Punta Arenas, Región de Magallanes (Chile) en Enero de 1967. Es psicopedagoga, profesora en Psicopedagogía y diplomada en Ciencias Sociales con mención en gestión de instituciones educativas (FLACSO). Actualmente se desempeña como Directora de un Colegio Nivel Secundario de La Plata (Argentina), su actual ciudad de residencia. Es docente, investigadora y coordinadora de grupos de estudio, consultorio y supervisiones. Ha viajado con trabajos de su autoría por el  interior del país y Latinoamérica. Desde su adolescencia, en Trelew (sur de Argentina) se dedicó a su formación teatral y al disfrute de la música folklórica argentina.

Hija de padres militantes, debió salir de su país en el año 1974, luego del golpe de Estado al presidente Salvador Allende. Lee sus creaciones en bares, con músicos urbanos. Autora del blog Amor a la rabia desde 2010.

 

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Top